Добавил:
Upload Опубликованный материал нарушает ваши авторские права? Сообщите нам.
Вуз: Предмет: Файл:
Museo de etnografia.doc
Скачиваний:
0
Добавлен:
30.04.2019
Размер:
80.9 Кб
Скачать

Interior de la casa ucraniana

Es típico de la familia media (no rico ni pobre). Aquí nos presenta la escena típica de la hora de comer. La puerta teoricamente debía encontrarse delante de nosotros – las hacían especialmente bajas – para entrar tenían que inclinarse, así que independientemente los huéspedes tenían que saludar a los dueños y a la vez icono que se encontraba en así llamado ángulo rojo.

Angulo rojo

Allá se sentaban los huéspedes de honor, o el jefe de la familia, aquí vemos que allá se sentaba el padre, el comenzaba a comer, y sólo cuando teminaba él, comenzaban a comer los niños y la mujer que comía siempre la última, en este sentido no se cambia nada hasta hoy día. La dueña de la casa parece ser una persona talentosa, porque la casa por dentro está decorada con los dibujos. La estufa que ocupa gran parte del interior no es tan grande como vemos en las casas rusas y belorusas.

El escaparote

Esta maqueta bastante curiosa nos cuenta sobre fiestas populares, como todos los pueblos los ucranianos eran de religión pagana luego al convertirse en los cristianos. Los ucranianos no olvidaron por completo las fiestas ligadas con la religión pagana, pero las modificaron. Estas fiestas perdían el significado de las fiestas religiosas y se hicieron más populares. Aquí vemos como se festijaban la fiesta de San Juan. Esta fiesta se celebraba de noche cuando la gente contaba, bailaba, acompanando todo esto con los instrumentos musicales, saltaban sobre las hogueras y toda la gente esta noche iba al bosque para buscar la flor del helecho, porque se consideraba él que encuentra la flor del helecho sería feliz toda su vida. Los botánicos dicen que el helecho nunca florece, pero los ucranianos no lo sabían y al no encontrar esta flor no podían quejarse a la falta de felicidad.

Moldavia

Mientras hacia parte de Imperio Ruso y después de la Unión Soviética, se llamaba Bessarabia y después Moldavia, apenas se separaron en seguida cambio el nombre: Moldova. Se encuentra todavía más al sur que Ucrania. Las condiciones climáticas de Moldavia (el clima es bastante caluroso, con muchos días solares, tierras fertiles y bastante candidad del agua) permitieron desarrollar en el terrritorio de Moldavia la agricultura tensa, la horticultura y vinecultura. Hasta mediados del siglo XIX la ocupación principalmente era ganadería, especialmente crecen las ovejas. En la época de aquel entonces Moldova no tenía la industria desarrollada y de este modo una apendice que suministraba al resto del país con productos agrículos. 3% de la población tenían en sus manos 72% de tierras. La gente pobre (que no tenía tierra en propiedad) tenía que alquilarla y luego al recoger la cosecha, casi todo la cosecha tenían que devolverla como el pago.

La gente se alimentaba a base de mais y su mala calidad provocaba una enfermedad – pelagra.

Entonces a fines del siglo XIX en Moldova se formó la especialificación territorial, al norte la cultura principal se hizo el trigo otoñial, en el centro – orticultura y vitecultura. En el sur – cultivación de los granos cereales, vinecultura y cultivo de tabaco. Elaboración de la tierra y recolección de la cosecha se hacían a mano o con los instrumentos muy primitivos: con palos, horcas, cadenas y allá están representados algunos instrumentos de vitecultura. Pues allá se puede ver la prensa de tornillo sin fin. (En la foto nos da de entender como se usaba). En la segunda mitad del siglo XIX en muchos regiones la ganadería seguía siendo la rama principal de economía. Los productos de ganadería eran objetos principales de desportación para las ferias de Ucrania y al extranjero. El pastor de grandes monadas de oveja dirigía experto que en mayor de edad, él controlaba todo el trabajo, incluso el ordeno de las ovejas y era responsable de la producción de la brinza.

La habitación

Los campesinos vivían en poblados grandes y los tipos de vivienda están expuestos aquí con ventanas, puertas. La casa se construía de piedra o de seto dado arcilla. Alrededor se hacía una galería abierta. Esta galería servía para secar mais, tabaco. Allí mismo se jantaba la familia para almorzar y durante las noches calurosas aquí dormían. El tejado por encima de esta galería lo soportaban las columnas hechas de madera o de piedra decorados por el ornamento. (Обойти дом с другой стороны). Aquí nos presenta la habitación central de la casa moldova, así llamada casa-madre. Es de destacar que la lengua moldova es la lengua neolatina y se traduce como la casa materna. Esta habitación como lugar de habitación de las mujeres, donde las mujeres se ocupaban de la tejeduría y por detrás de nosotros pueden Uds. ver el soporte que servía para producir las perfectas alfombras. Esta misma habitación servía para recibir a los huéspedes y aquí mismo guardaban el cofre. Pero las alfombras de pasillo no se guardaban dentro del cofre, las colocaban por encima, de este modo los huéspedes podían apreciarlas. Al interior de esta habitación vemos la preparación para bodas. El día del matrimonio la madre auydaba a la hija a vestirse y además colocaba sobre la cabeza la corona de flores (el círculo en Moldova era el símbolo de la felicidad). Esta misma habitación servía para el joven matrimonio, vivían aquí mientras construían su propia casa y de aquí proviene el nombre casa-madre. El joven matrimonio no estaba en mejores condiciones así que podían pensar en la producción de los niños (más niños – más manos de obra).

Las alfombras

Las mujeres se ocupaban normalmente de los siguientes oficios: los trabajos caseros, hilaban, tejían, bordaban, producían tapices. La tejeduría tenía la importancia principal. Aquí sabían hacer alfombras, sin pelo de alto nivel artístico. Para alfombras de fines del siglo XIX – a principios del siglo XX era típico el fondo claro con ornamento geométrico. En la segunda mitad del siglo XIX aparecieron alfombras de tonos oscuros con el oramento vegetal. El trabajo se realizaba a mano usando la bancada y tejer vertical (está expuesto, se puede apreciar).

A fines del siglo XIX – a principios del siglo XX Moldova todavía conservaba el traje nacional (están expuestos en el escaparate – por ejemplo el cinturón tejido y chaleco de piel de oveja).

A fines del siglo XIX por la formación de los grupos sociales muy diferentes el traje sólo lo conservaron los pobres, y aparecieron los elementos del traje urbano.

Entre los ritos más importantes es de mencionar las fiestas familiares. La más viva – con música, baile, canciones, era el matrimonio.

A fines del siglo XIX en Moldova era bien popular drama. Se llamaba “malanca” – una representación teatral que se organizaba en las calles en víspera del Año Nuevo (con las mascaras).

Тут вы можете оставить комментарий к выбранному абзацу или сообщить об ошибке.

Оставленные комментарии видны всем.

Соседние файлы в предмете [НЕСОРТИРОВАННОЕ]